lunes, 22 de noviembre de 2010

Sancho y Cesar, atropellados y por suerte rescatados.

A Sancho le recogieron en Alcolea del Río, el 10 de Noviembre, deambulaba por el pueblo buscando comida, muy delgado, cojeando, con un bulto en el costado y orinando sangre. Un hematoma le ocupaba todo su vientre desde la base del pene hasta el cuello. Pensamos que le han atropellado o golpeado y esto le produjo la hemorragia y el bulto.
Ahora se ha estado recuperando en su casa de acogida (gracias a Javi y a Esther) y es feliz, porque a pesar de su estado físico tan deteriorado, Sancho es un perro joven y feliz, cariñoso y amable, que convive con otros animales y con gente sin problemas, es pequeño de tamaño y tiene muy buena musculatura, le encanta dormir y comer, y relajarse . Ahora debe descansar y recuperarse pero viendo lo bien que evoluciona su estado físico, calculamos que en un mes estará totalmente recuperado.
La situación de César es un poco más difícil, le recogió Lourdes en Bollullos (Sevilla) la noche del 17 de Noviembre, le habían atropellado y estaba tirado en la calle, un grupo de personas a su alrededor se lamentaban de su estado pero nadie le levantó. César lloraba de dolor bajo la lluvia, extremadamente delgado y cansado se había echado a morir.
Nuestra compañera paseaba con sus tres perros y no dudó en levantarlo y llevarlo en brazos hasta su casa, algo nada fácil teniendo en cuenta de que está esperando un niño y Cesar es un galgo muy alto, está muy delgado, pero es grande. Fue una noche extraña para él, porque aunque el dolor le encogía el cuerpo, el calor y la comida que le dieron le tranquilizó. Durmió calentito por primera vez en su vida.
César tiene la cadera partida en varios sitios, el viernes le han operado y descansa en su casa de acogida (gracias a Carmen, su hermana y su madre que no dudaron en decirnos ‘tráelo a casa’). César está muy dolorido y demorará en recuperarse, se le ha reconstruido la cadera pero tiene también roto donde la pata se articula, aunque esperamos que no haya que volver a operar, su estado es muy grave. A penas pesa 23kg cuando su peso debería estar cerca de los 30kg, porque César es alto y largo.
Os presentamos a estos dos nuevos rescates de Sevilla y os pedimos que nos ayudéis sobre todo para pagar la operación de César que ha sido importante.
Una vez más os necesitamos para que nos ayuden a ayudar.

Nuestra cuenta : Bancaja: 2077 1372 07 1100022075

2 comentarios:

Nabla dijo...

Sancho se está recuperando rápidamente, el hematoma del abdomen le ha desaparecido completamente y el bulto del costado cada vez está más pequeño. Tiene muchísimo apetito y, aunque sólo lleva conmigo 5 días, yo ya lo veo más gordito. Es un nene muy bueno, sociable, alegre, cariñoso ... es un amor!!

Marité dijo...

Gracias guapi. Menos mal que los 'buenos' cada día son más.
Tu casa siempre es un remanso de paz y cariño para estos flacos machacados, luego se van hechos unos dandys.
Entre un momento y otro sólo hay, una casa de acogida.