lunes, 14 de septiembre de 2009

El maltrato tiene muchas caras y no nos gusta ninguna

Más barbarie en España...
Mientras en un pueblo de Andalucía unos niñatos sin educación, ni profesión, obligan a un grupo de galgos a correr amarrados a su 4x4, a casi 40 grados de calor (‘entrenamiento mecánico’ dice la federación de galgueros, que permite esta práctica y vocifera contra la guardia civil allá donde el Seprona interviene en contra de esta brutalidad) , en otro sitio de España, Tordesilla, se preparan para hacer una fiesta en torno a la tortura brutal de un toro.
El toro de la Vega, que como el toro de Coria, son salvajemente torturados por un pueblo entero, por los machitos de ese pueblo que no son capaces de mantener su virilidad sin matar, sin torturar, sin manchar las calles de sangre.
Esto es la España que queremos? Este cúmulo de brutalidades que escandalizan al mejor pintado?
Esta mezcla de desidia y sin razón a la que la mayoría de los gobiernos locales y regionales no tienen cojones de poner coto?.

Poderoso caballero don dinero que maneja los hilos de la barbarie.
¿Señores que habitáis en todos los pueblos y ciudades de España (porque son la mayoría hombres los que mantienen estas salvajadas (aunque no deja de haber unas cuantas desalmadas a las que ‘les pone’ el olor de la sangre derramada) ) hasta cuando vais a dejar que esto suceda? ¿Es que no tenéis sangre en vuestras venas?
No quiero esto, no quiero ver cada año la misma brutalidad, las mismas bestias corriendo tras un toro para verle sangrar.

Y aborrezco mil veces a todos esos mal nacidos que se lucran con el sufrimiento animal, y también a aquellos a los que se les cae la baba cuando ven la sangre de un inocente correr por las calles, y se enfervorizan como locos sedientos de sangre.
Os deseo la peor de las vivencias, os maldigo mil veces y sólo espero que en vuestra vida sufráis y penéis por todo el mal que hacéis.

5 comentarios:

Eulalia dijo...

Me soliradizo con Marite, y les deseo la mas cruel de las vidas, la mas ruin..... y la mas vil de las muertes ( solo, solo lo que ellos mismos han practicado).
Un beso a todos los amantes de la vida.

koletta-1 dijo...

Totalmente de acuerdo con Marité, siento vergüenza de pertenecer a una especie que se llama racional y abusa,para su regocijo, de todo lo que se le pone por delante. Menos mal que hay voces, y cada vez más, disidentes a las que me uno,reclamando respeto a la naturaleza y vida animal. Jamás entenderé cómo alguien se puede divertir viendo un maltrato.También los maldigo,con todas mis fuerzas.

Paqui dijo...

Malditos sean todos los que disfrutan con el sufrimiento.
Malditos los que provocan sufrimiento innecesario.
Y que a estos malditos les llegue pronto su turno: que no tengan agua, que no tengan comida, que pasen todas las calamidades posible, que sufran hasta el infinito y que mueran en la más lenta agonia.
Y mientras, intentemos cambiar esta mierda que tenemos alrededor, por favor!

Esther dijo...

Espero que un día el hijo de puta cobarde que ha lanceado al pobre toro y que a resultas de eso su yegua ha recibido una cornada, muera tirado en una cuneta sufriendo un montón.
Me gustaría encontrarmelo llevando yo la lanza , ya veríais donde le metía sus huevos.
Desgraciados cobardes todos los que participáis en el maltrato.!

Josep dijo...

Esto se arregla con una denuncia a Bruselas. Y a ver si tienen huevos de volver a decir (como en el caso del maltrato a los galgos) que es mentira. Con la de videos que se pueden ver del "acontecimiento"....
¿Me entendeis cuando no me considero ciudadano del país que permite esta imbecilidad y la llama tradición?